Home 2018-01-12T17:08:19+00:00

Balance Brand Content: establece el equilibrio con una estrategia

Ha llegado el momento de equilibrar todas tus fuerzas para ofrecer una marca fuerte y robusta capaz de todo. Es frecuente la cantidad de marcas que elaboran una mala estrategia de branding inicial, complicando la perfección de la identidad de la marca. En este artículo, nos hemos propuesto enseñarte cómo equilibrar una estrategia de contenido.

Te recomendamos que veas Herramientas de nombres empresas aquí

estrategia de branding inicial

Identidad

La identidad de la marca es el primer paso hacia el branding, debe ser coherente, tener un mensaje claro y transmitirlo al consumidor. En el posicionamiento de marca hay muchos tipos de estrategias, en este caso podríamos dirigirnos a la estrategia “estilo o filosofía de vida” por la que optan muchas empresas, mostrándose como una marca con principios y valores.

Por tanto, comienza el camino del branding de forma coherente, no contradigas en el siguiente paso lo que has construido antes. Por ejemplo, si hemos apostado por ser una marca moderna que rompe con los estereotipos y con las reglas, no mostremos ser elegantes y clasistas.

branding Personal
branding corporativo
branding como estrategia de negocio

Utilidad

Si lo que nosotros anunciamos no es útil para los consumidores, no sirve de nada como lo enfoquemos. Para ello, podemos optar por una estrategia que intente despertar el interés de los consumidores, convirtiendo nuestro producto en algo atractivo y de gran significado para ellos. Un consejo sencillo podría ser que te fijes en la vida cotidiana de las personas para saber qué es lo que necesita la gente y, así, ofrecérselo.

Diferenciación

Es el “abc” del branding: diferénciate del resto de competidores de tu sector, sé distinto, sé alternativo, sé novedoso o ingenioso, ofrece algo nuevo. Para mí, es la estrategia más complicada de todas porque lo más difícil, a día de hoy, es inventar algo nuevo con la cantidad de cosas que ya han inventado. Cuando hablo de inventar, no me refiero a elaborar, sino a hacer algo que ninguna marca haya hecho.

Lo que está claro es que debes desmarcarte de toda la competencia ofreciendo algo novedoso, comunicándolo de manera distinta para, así, diferenciarnos del resto.

Tesón

La palabra “tesón” en español significa constancia o perseverancia en el trabajo o realización de una cosa. Si queremos crear una marca equilibrada, tendremos que trabajarla mucho, no hay fórmulas secretas, ni trucos mágicos que consigan consolidar una marca en un corto periodo de tiempo. La marca debe progresar poco a poco, formando sus elementos claves durante el proceso.

Si no estás dispuesto a trabajar a destajo tu marca, olvídate de crear un branding equilibrado o de posicionar decentemente la marca porque no lo vas a conseguir, te lo puedo asegurar. Si tu excusa es que no dispones del tiempo suficiente, recurre a agencias de posicionamiento o de branding para que hagan el trabajo que tú no quieres hacer.

Las graves consecuencias de no tener una marca equilibrada

1. Basar la marca sólo en la identidad, haciéndonos visibles o importantes, pero no nos diferenciaremos nada del resto.

2. Basar la marca sólo en la utilidad, mostrándonos como una marca útil, interesante y atractiva, pero la gente sólo nos verá como una marca que satisface una necesidad, nada más.

3. Basar la marca sólo en la diferenciación, consiguiendo desmarcarnos de la competencia, pero nadie sabe cuál es el fin de nuestra marca, ni si quiera si tiene.

4. Basar la marca sólo en el tesón, quedando como una marca fuerte, ética y trabajadora, pero sin nada más que mostrar, sin mensaje, gris, sin personalidad, etc.
Con esto es suficiente para construir una marca equilibrada, así que utilizar las 4 estrategias y no os decantéis sólo por una ¡Por una marca versátil!

CONTACTANOS

Déjanos un mensaje y te ayudaremos a solucionar sus inquietudes.